Agro Cultura Mexicana

"Del campo para la ciudad"

Durazno: una suave caricia al paladar


 

 

 

 

 

 

El durazno (melocotón) o prunus persica es un fruto globoso, de 5 a 7.5 cm. de diámetro, generalmente de color amarillo con tonalidades rojizas en lasLos duraznos pertenecen a la familia Rosaceae, lo que los hace parientes cercanos de la mayor parte de las frutas más comunes: manzana, fresa, pera, membrillo, zarzamora, ciruela, cereza, frambuesa, etc; y también de ornamentales, principalmente las rosas.

La  partes expuestas al sol. Su característica distintiva es que está aterciopelado y posee una única semilla.
almendra también es pariente cercana del durazno, por lo que las semillas de durazno son usadas como sustituto potencial del aceite de almendras en productos cosméticos.

Es un árbol caducifolio, es decir, pierde las hojas cada año. Comienza a florecer a principios de primavera y suele ser polinizado por insectos como las abejas. Las flores son hermafroditas; a saber, tienen órganos sexuales masculinos y femeninos al mismo tiempo.

Dentro de las labores de producción del durazno resalta una actividad llamada generalmente “aclareo” o “raleo”. Consiste en quitar un porcentaje de frutos del árbol para que los que queden sean de mejor tamaño y mayor sabor y dulzura; algunos productores deciden hacer esta labor desde la floración, quitando flores y no frutos.

Un árbol de durazno puede llegar a producir hasta mil 400 frutos, cuyo peso puede oscilar entre 31 y 304 gramos por unidad; al hueso le corresponden máximo 9 gramos.

Los principales estados productores son Michoacán, Puebla, Chihuahua, Zacatecas y el Estado de México; en conjunto aportaron 70.1% de la producción nacional. Con aproximadamente 25 mil hectáreas. 

Autor: Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera. Fecha de publicación, 27 de febrero de 2019


Contacto: pega_omar@hotmail.com.mx